Proteína vegetal: 3 alimentos importantes para nuestra salud

Las proteínas son necesarias para que nuestro cuerpo cumpla con las funciones para vivir, ya que aportan los aminoácidos vitales para nosotros. Sin embargo, si deseas centrarte en una dieta libre de grasas y sin componentes animales, tu mejor opción es la proteína vegetal.

Para ello, debes conocer 3 alimentos ricos en proteínas de origen vegetal para incluir en tu alimentación.

¿Qué es la proteína vegetal?

Las proteínas vegetales son una fuente de aminoácidos esenciales que se encuentran presentes en varios alimentos de origen vegetal. Estas se caracterizan por tener sus aminoácidos de manera repartida, a diferencia de las proteínas animales, las cuales tienden a considerarse completas.

Sin embargo, combinar diversos alimentos vegetales es suficiente para obtener todos los nutrientes que nuestro cuerpo necesita.

Beneficios de las proteínas vegetales a tu salud

Las proteínas vegetales son una fuente de aportes para mantener un cuerpo sano y en forma. Además, al encontrarse en alimentos fáciles de conseguir, puedes incluirla en tu dieta diaria. Por lo tanto, obtendrás algunos de estos beneficios:

  • Ayudan a la regeneración muscular, también actúan para aumentar el tejido de los músculos del cuerpo gracias a su rico aporte de aminoácidos.
  • Son libres de colesterol y grasas dañinas debido a su origen vegetal.
  • No contienen lactosa, por lo que es un aliado para los intolerantes a esta composición.
  • Evitan problemas estomacales asociados a la ingesta de vegetales, por lo que aseguran una digestión fácil.
  • Previenen las enfermedades cardiovasculares y ayudan a fortalecer el sistema inmune.

Todos estos beneficios ayudan a que desarrolles una vida libre de sustancias e ingredientes malos que están presentes en las proteínas animales.

Con una dieta balanceada, estas ventajas pueden ser visibles de forma inmediata, permitiéndote disfrutar de una vida saludable con una buena alimentación.

3 alimentos ricos en proteína vegetal importantes para tu salud

Al momento de comprar comida o establecer los alimentos de nuestra dieta, es normal que nos preguntemos sobre cuáles son los que debemos elegir.

Incluir estos alimentos en nuestras comidas nos ayudará a evitar carencias nutricionales, mientras constituyen una buena opción para vegetarianos y veganos.

A continuación, te presento mis 3 fuentes de proteína vegetal favorita, las cuales deberías tener en tu cocina en todo momento:

Legumbres

Las legumbres son reconocidas por ofrecer proteínas, carbohidratos y fibra, por lo tanto, es un aminoácido esencial vegetal. Además, estas cuentan con gran variedad de elementos en su grupo, por lo que la variedad en tus comidas está garantizada.

En este grupo podemos encontrar la cúrcuma, lentejas, garbanzos, azukis y la soja. Esta última es uno de los alimentos con mayor cantidad de proteína del reino vegetal. También, posee bajos niveles de grasas dañinas, lo que la hace una opción ideal para incluir en cualquier dieta.

Preparaciones que puedes hacer con legumbres:

  • Ensaladas de lentejas y hortalizas
  • Hamburguesas veganas de verduras y lentejas
  • Espaguetis con garbanzos
  • Tofu
  • Hamburguesas de tofu
  • Potajes de soja

Semillas

Este grupo suele aportar, además de aminoácidos esenciales, los ácidos grasos y omega 3 necesarios para nuestro cuerpo. Además, las semillas dan una sensación de saciedad después de comer, lo cual ayuda a controlar el peso.

Entre las semillas que puedes añadir a tu dieta se encuentran: quínoa (libre de gluten), cáñamo, sésamo, la chía, semillas de girasol, calabaza, lino y amapola.

Preparaciones que puedes hacer con semillas:

  • Elaborar mantecas de semillas
  • Ensalada de quínoa
  • Cremas de verduras
  • Batidos verdes
  • Leches vegetales
  • Pudding de chía
  • Chía en guisos (para espesar platos mientras aporta fibra y grasas saludables)
  • Zumos

Frutos secos

Los frutos secos son una gran fuente de beneficios nutricionales. También aportan grasas, fibras y minerales mientras disfrutas de un sabor terroso, pero satisfactorio. Aunque, se recomienda su ingesta en su versión natural y en cantidades controladas. Esto se debe a que contienen calorías entre sus propiedades.

Entre los frutos secos que puedes añadir a tu dieta se encuentran: almendras, nueces, avellanas, cacahuetes, pistachos, nueces de Brasil y anacardos.

Preparaciones que puedes hacer con frutos secos:

  • Ensaladas
  • Topping de varias comidas
  • Humus con anacardos y aguacate
  • Se pueden comer solos, como snacks entre comidas.

¿Por qué deberías incluir la proteína vegetal en tu dieta?

Nuestra dieta debe estar compuesta por varios elementos que aporten los nutrientes y aminoácidos necesarios para nuestro cuerpo. En este caso, hay dos fuentes para conseguir estos elementos: las proteínas vegetales y las proteínas animales.

Por una parte, las proteínas animales son de compleja digestión, pero contienen un gran número de aminoácidos en su composición. En cambio, las proteínas vegetales suelen contener menos aminoácidos, pero al combinarse, aportan muchos más beneficios que las anteriores.

Si deseas mejorar tu condición física y prefieres llevar una vida vegana, debes aprovechar las proteínas vegetales en tus alimentos. Estas las puedes incluir en tus comidas de manera alternada, ya que no hace falta que todas se consuman en un mismo plato.

Además, si sufres de intolerancia a la lactosa, esta fuente proteica es la ideal para ti. Esto se debe a que tienden a digerir mejor y contienen menos calorías. Por ejemplo, la soja tiene tantas proteínas como la carne y el pescado, convirtiéndose así en una opción vegana por excelencia.

De esta manera, los alimentos de origen vegetal pueden llegar a completar de manera exitosa toda nuestra dieta. También está el hecho de que, gracias a estos, podremos proteger nuestro sistema circulatorio mientras ayudamos a cuidar nuestros tejidos y órganos.

¿Cómo podemos combinar las proteínas vegetales?

Una buena combinación de proteínas vegetales puede ayudarnos a suplantar todos los alimentos de origen animal. Por lo tanto, podemos crear nuevas recetas o regirnos por planes alimenticios ya creados. Aunque, lo ideal, es que consultemos al nutricionista para saber qué plan alimenticio es mejor para nosotros.

Un ejemplo de una buena combinación son las legumbres con arroz. Esto puede abarcar una mezcla de arroz con lentejas, judías o garbanzos. Así, lo convierte en un plato rico en nutrientes y aminoácidos suficientes para el buen funcionamiento del metabolismo.

Otra opción son las legumbres con cereales, como el bulgur con lentejas. Incluso, puedes combinar cereales con vegetales y frutos secos, los cuales son platos llenos de energía y muy nutritivos.

Una correcta cantidad de proteínas en tu menú diario te ayudarán a tener una dieta equilibrada y llena de alimentos que te ayudarán en todo momento. Estas son necesarias para mantener un peso adecuado y una buena salud para vivir buenos momentos con amigos y familiares.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*